6 jun. 2010

Ante el terrorismo de Estado de Israel

La solidaridad es fundamental para el pueblo palestino, y solidaridad llevaban los hombres y las mujeres de distintas nacionalidades en “La Flotilla de la libertad”, que ha sido atacada y frenada por el ejército israelí, asesinando a un número aún no confirmado de activistas, entre 16 y 20 según los supervivientes. Llevaban bienes de primera necesidad a Gaza, un territorio de 40 km de largo, donde viven un millón y medio de personas, bloqueado desde hace tres años y que hace poco más de uno sufrió los bombardeos israelíes con más de 1400 muertos. Por las fronteras, oficialmente, no entran ni siquiera medicinas. La electricidad es abastecida por generadores. El agua escasea. Los hospitales y las escuelas han sido destruidos.
Desde la fundación de Israel, hace más de 60 años, el pueblo palestino ha sido perseguido, expulsado, asesinado, arrinconado en campos de refugiados, en exiguos territorios cercados por colonos que prefieren arrasar la tierra y el agua antes que un palestino pueda nutrirse de ella. Y aún así, si el pueblo palestino sigue existiendo es gracias a su fuerza, a su imaginación, al impulso en primer lugar de las mujeres que creativamente han garantizado la vida, como lo hacemos en todos los rincones del mundo, en todos los momentos de la historia y del día. Han construido huertos en medio del desierto, han garantizado la educación y el cuidado de los más pequeños en condiciones de asedio constante por parte de un ejército armado hasta los dientes que tiene por objetivo explícito asesinar a los niños antes de que puedan luchar contra ellos de mayores. Han estado en primera línea, sobre todo en los momentos en los que ha habido más autoorganización, como en la primera Intifada. Si nuestras hermanas lo eligen, pueden asumir con más conciencia este protagonismo, rompiendo además el cerco machista que en Palestina como en cualquier lugar nos constriñe.
Nos sentimos cerca de nuestras hermanas y nuestros hermanos palestinos. Para nosotras, como feministas revolucionarias, la lucha por nuestra liberación no puede separarse de la lucha por la liberación de la humanidad. Nuestro feminismo revolucionario enraíza con el que vivieron las primeras sufragistas, que defendieron con valentía la construcción de una humanidad libre de machismo y racismo. Aprendiendo además de su error al confiar en la política, no confiamos nada en las soluciones “diplomáticas” de los gobiernos, que ni siquiera se atreven a condenar claramente el ataque a la “Flotilla de la Libertad”, pidiendo los más “osados” una investigación oficial que Israel acaba de rechazar. Pero sí confiamos en la fuerza que todas nosotras tenemos para ponernos al lado de quien sufre y luchar a su lado para construir un mundo más justo y feliz.
Es muy importante informar sobre esta situación, entender lo importante que es posicionarse, que no todo es relativo y que hay cuestiones que nos afectan como humanidad. Cada una de nosotras tenemos muchas personas alrededor con las que podemos hablar. Nosotras nos ofrecemos a acompañarte para hablar con quien tengas cerca, para compartir lo que sabemos de la historia de Palestina, para reflexionar juntas sobre lo que significa sentirnos cerca de las mujeres de todos los rincones del mundo y construir una hermandad que nos de la fuerza necesaria para, juntas y no solas, empezar a vivir afirmando valores positivos y benéficos para toda la humanidad y de forma duradera.

1 comentario:

  1. Compañeras:

    Representamos a una INICIATIVA POPULAR que está preparando para el dia 25 de Marzo de 2011, mas de 50 MANIFESTACIONES COHETÁNEAS, a celebrar en muy diversas ciudades españolas, cubriendo de hecho la totalidad del mapa comunitario nacional, en contra del maltrato animal Y EN LA QUE EL 90% DE LAS PERSONAS IMPLICADAS SOMOS MUJERES.

    Podeis comprobar nuestros fines y organización en la web: www.noalmaltratoanimal.org, que se sintetizan en una petición de endurecimiento del Codigo Penal en lo concerniente a la defensa de nuestros animales, frente al maltrato.

    El objetivo de esta iniciativa trasciende de un simple rechazo a la violencia contra los mas débiles y se convierte, de forma transversal, en una auténtica apuesta por la mejora del civismo/cultura en nuestro pais.

    Ya nadie deslinda comportamientos antisociales gravísimos, como la lacra de la violencia hacia las mujeres, de comportamientos paralelos violentos y reprochables, como el maltrato a los animales. (Multitud de expertos asi lo aseguran).

    In sensu contrario está demostrado que conductas tolerantes y civilizadas, respetuosas en general, alejan el fantasma de graves deficiencias en las relaciones entre humanos.

    La lucha contra el maltrato animal nunca debiera ser contemplada restrictivamente, sino que conforma uno mas de los objetivos que permitirán que en el futuro nuestra sociedad, sea mas culta y por ende mas respetuosa en las relaciones entre sus miembros.

    ESPERAMOS RECIBIR VUESTRO APOYO EN ESTA CAUSA.

    ResponderEliminar